viernes, 9 de enero de 2015

Los Alérgicos A La Vida

Si la mayoría de musulmanes sufren a causa de esta minoría, por qué no vemos una oposición activa por parte de esta mayoría. ¿Por qué, qué pasa? Por qué no vemos voces que se alzan para condenar, para refutar, para analizar, para explicar, para descomponer, para vacunar… ¿Dónde está la vacuna cultural, la vacuna intelectual? Yo no veo vacuna alguna. Al contrario, yo veo, en la mayoría de las veces, un discurso apologético, un discurso de “sí, vale, pero”, el discurso frecuente de “pero”, como mencioné previamente, la tribu de los bani (hijos de) pero”…pero…. Y los jóvenes captan el mensaje. Es decir, que el asunto no es tan grave, no es tan catastrófico. Tú también puedes convertirte en uno de ellos, uno de ese partido, normal! ¿¿Por qué?? Una pregunta desconcertante. ¿Por qué la mayoría mantiene silencio?

Los textos son muchos; no son sólo seis mil doscientos versículos y diez mil hadices, son muchos más versículos. ¿Cuándo se multiplican los textos? Cuando se convierten en muchos, muchos, muchos. Juega a este juego vil, saca los textos de su contexto real, y obtendrás una infinidad de textos que, justificarán todo lo que se desee que justifiquen. Sin embargo, si te sometes a la metodología científica contextualizando los textos; disminuirán los textos, incluso menos de lo que son en realidad. No tendrás, por ejemplo, cincuenta versículos sobre la lucha, sino únicamente dos. Al final la conclusión será: No existe lucha alguna sino en defensa, y si se lleva a cabo esa lucha, no debe terminar en venganza porque la venganza es un derecho de Allah y de nadie más. Por eso:
“Cuando os enfrentéis [en combate] con los que se empeñan en negar la verdad,
golpeadles en los cuellos hasta que les hayáis diezmado y
apresadles atándoles fuertemente. Luego, o bien otorgadles la
libertad o bien pedid un rescate por ellos, para que termine la
carga de la guerra. Así sea.
Y si Dios hubiera querido Él mismo les habría castigado, pero
lo hace para poner a prueba a algunos de vosotros por medio
de otros.
Y Dios no dejará que se pierdan las obras de quienes han sido
matados en la senda de Dios.” (47:4)

¿Dónde está la venganza aquí?

La violencia en el Islam tiene una ética. Y estos, funcionan con la lógica de la venganza y te dicen “la religión”, eso no es religión. La violencia vengativa es una enfermedad psicológica e incluso mental. Así que tened cuidado, denunciadla y tratadla educativamente primero, después intelectualmente, culturalmente...

Parece que la cultura de la necrofilia se ha propagado entre nosotros en los últimos siglos...En mi camino a la mezquita me quedé pensando en el versículo. “Y quien salva una vida es como si salvase a toda la humanidad” ¿Sabéis a quien envidié? A Louis Pasteur, os juro por Allah que lo envidié pensando en el versículo desde otra perspectiva; pensando en la filosofía de la vida y la filosofía de la muerte; la cultura de la vida y la cultura de la muerte.

Este versículo, y por cierto, estos que son alérgicos al significado metafórico, afectados de una disfunción neurológica, como os comenté, los incapacita para comprenderlo de manera simbólica. Te dirá, y claro este es un enfoque ingenuo en la exégesis, te dice : ¡Este versículo no va conmigo, concierne la ley divina de los Hijos De Israel, lee el versículo ignorante! Concierne a otros, no a nosotros.
“Por esta razón decretamos para los Hijos de Israel que quien mata a una persona sin que ésta haya cometido un crimen o sembrado la corrupción en la Tierra es como si matase a toda la humanidad. Y quien salva una vida es como si salvase a toda la humanidad.” (5:32)
En nuestra ley divina hay distinción entre la sangre y la humanidad; no es lo mismo un creyente que un incrédulo…Les decimos a estos: “¡Sigue durmiendo, que cada año te encuentres bien, baraka Allahu fik, ma shaa Allah! ” (tono irónico)

Este señor, alérgico a la metáfora, y discapacitado neurológico, te dice con su afirmación que su cerebro admite que La Verdad se puede oponer a la ética. Desastres, desastres verdaderos. Bienvenida sea la ignorancia, bienvenida sea la vergüenza en nombre de la religión, en nombre del Fiqh. ¡Qué es esto qué vivimos!


Sermón "Los Alérgicos A La Vida"


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada